Historias en movimiento, por fin[ Boda en Finca La Montaña. Aranjuez, Madrid ]

Mi entrada en el mundo del video, de la filmografía o film making como se dice hoy, ha sido suave, paulatina y natural. Poca gente sabe que estudié parte de la carrera de Imagen y Sonido hace muuuuucho tiempo, antes incluso de ser fotógrafo, así que la cosa me viene de largo.

Mi relación con videógrafos ha sido constante estos años por razones obvias. Tengo grandes amigos videógrafos dentro y fuera de nuestras fronteras. Y por supuesto, en un buen porcentaje de mis bodas muchas veces ha habido un videógrafo cubriendo la historia. Así que tras varios años de darle vueltas, intentar acuerdos externos que no cuajaron y demás visicitudes, el año pasado decidí crecer internamente hacia el vídeo.

Así que aquí estamos, con la historia de Amanda y Alfonso que Ana contó con fotos.

Prometo dar muuucho la tabarra con el film(making).

Disfrutad.

  • Myriam said:

    Está muy, muy chulo! Mucho travelling, mucho efecto y muy bien hilados. Has pensado en una vuelta de tuerca más a esto de las imágenes en movimiento: incluirle imagen fija al video y hacer lo que llaman "multimedia"?

    • Masyebra said:

      Pues lo de incluir imagen fija no es que esté muy de moda, pero me parece algo para explorar. Lo he visto hace tiempo y el resultado, si se hace bien, es muuuuy interesante. ¡Besos Myriam!

  • Myriam said:

    Se hace mucho en fotografia documental desde hace algunos años. En tu vídeo, tal y como está montado y por el ritmo que tiene no pega meter imagen fija, pero es una opción a tener en cuenta. He visto algún fotografo que lo usa y el resultado mola.
    Un abrazo!

Deja un comentario