Mi momento generacional

Masyebra :: Historias de amor y otros instantes

[ Boda en la Iglesia Nuestra Señora de la Concepción, Madrid ]
[ Celebración en Finca El Chaparral, Madrid. ]

Cada ‘momento generacional’ tiene sus pautas, sus claves invisibles, su propio lenguaje, su propia ética, estética y formas de enganchar con su entorno. Y digo ‘momento generacional’ porque esas claves no son solo de los que comparten semi-año de nacimiento, sino de todas las personalidades que disfrutamos en un momento dado de nuestra vida: padres, amigos, vecinos… No me preguntéis porqué, pero se me antoja que las relaciones humanas de los primeros 20-25 años de tu vida te teñirán para siempre. El resto es acomodo.

Y así fue que en la boda de Verónica y Antonio me encontré con mi propio momento generacional. Yo jugué en esos parques, dormí en esas casas, sus padres son los amigos de mis padres, sus claves son mis claves. Y me di cuenta de lo sana que es mi generación de los 70/80, los padres y los hijos, de las interesantes personalidades que ha dado y ¡qué cojones! de la suerte que tuvimos de enganchar aquellos años. No conocía a nadie de la boda, pero todos me eran familiares. Gente agradable de gestos sutiles y saber estar. Guente guapa. Gente tranquila que baila y ríe y mira de verdad y piensa y vive y opina y sabe que solo hay una cosa a la que uno no se puede permitir el lujo de renunciar: a uno mismo.

Verónica y Antonio me supieron aquel día a aquella melodía clásica reinterpretada que, manteniendo la misma elegancia de siempre, aporta sus propios aires frescos al nuevo conjunto. Un poco como lo de encontrarte con tu momento generacional, 20 años después. Y la verdad es que la sensación fue tremendamente placentera.

Disfrutad.

Clip de audio: Es necesario tener Adobe Flash Player (versión 9 o superior) para reproducir este clip de audio. Descargue la versión más reciente aquí. También necesita tener activado Javascript en su navegador.

    • Masyebra said:

      Gracias Nano!! Como va ese libro?

  • Esteban said:

    Lo sabia,desde aquel día que te escuché en Onda Cero,y me lo confirmaste cuando nos conocimos en Montecarmelo,sabia que eras tu el que con su sensibilidad sabia captar la felicidad de mi hija y de Antonio y de todos nosotros.Gracias por tus comentarios nosotros también nos sentimos muy a gusto contigo.
    Espero que pronto llegue Chinchón.
    Un abrazo
    Esteban

    • Masyebra said:

      Esteban, sabes que me llegasteis de veras muy adentro. Ojalá podamos compartir más momentos juntos, con o sin cámara. Sois muy especiales... GRACIAS por confiar en mí.

  • xana said:

    Deliciosa narración de una boda llena de naturalidad, sensibilidad y elegancia.
    Y también llena de claves ocultas para los que pertenecen a "tu generación" y anteriores.
    Elegante, elegante...

    • Así es, Xana. Mucha clave oculta y mucha elegancia. Besitos.

  • Son preciosas todas las fotos!!! Eres un artista ! Nos han encantado también la canción que has elegido y el texto.
    Es increible como has captado todo las emociones de ese día. Nos lo hemos pasado fenomenal contigo tanto en la preboda como en el día d ela boda.

    Un besazo!!!

    • ¡Mil gracias, Vero! Nada me hace más feliz que el hecho de que verdaderamente veas tus emociones en mis fotos. ¿Sabías? La canción me la inspiraron tus fotos de la ventana, por tu pose delicada y serena. Ya ves: se me va la pinza, lo sé... Mil besos, preciosa.

Deja un comentario